Jennifer Thorndike habla sobre [Ella] su primera novela

Jennifer Thorndike

Jennifer Thorndike

Por: Yadir Gómez

Desde Philadelphia (Pensilvania, Estados Unidos), Jennifer Thorndike (28), una de las escritoras contemporáneas más sonadas en el medio, deja por unos momentos su doctorado en Estudios Hispánicos en la Universidad de Pennsylvania para darnos más matices sobre su primera novela: [Ella] (Borrador Editores, 2012). Esta es su segunda obra luego del exitoso libro de cuentos “Cromosoma Z” (Bizarro Ediciones, 2007).

Sobre la concepción de [ELLA]

Después de tu libro de cuentos “Cromosoma Z” ¿consideras que ELLA, tu primera novela, es el inicio de un nuevo proceso como escritora?

No siento que es un nuevo inicio, pero sí hay un proceso de maduración que tomó cinco años, el tiempo entre la publicación de Cromosoma Z y (Ella). Creo que (Ella) se inscribe dentro de un proyecto que ya había comenzado con Cromosoma Z: la exploración de relaciones conflictivas entre mujeres. Primero escribí sobre relaciones truncas de pareja, ahora la difícil relación entre una madre y su hija. Son el mismo proyecto, pero más pensado, meditado y definitivamente, como dices, más maduro.

¿El proceso creativo de (ELLA) a comparación de Cromosoma Z fue el mismo?

Fue muy diferente. Cromosoma Z fue un libro que recopiló cuentos que escribí a lo largo de varios años. En cambio, cuando trabajé en (Ella) lo hice de manera metódica: escribí dos horas al día durante un mes. No podía dedicarle más porque la historia era demasiado intensa y absorbente. Sentía que me drenaba la energía y tenía que recuperarme y continuar al día siguiente.

¿Los 27 capítulos que integran la obra te facilitaron la narración?; y por otro lado: ¿buscas emprender un proyecto más extenso?

Creo que (Ella) tiene la extensión que debía tener. Quería conservar la fuerza narrativa y para eso, condensé toda su intensidad en pocas páginas. Quería que fuera una novela casi claustrofóbica. No lo tomo como un paso para crear una novela más larga. Yo creo que cada novela encuentra su extensión y, para mí, más que hacer libros extensos, me interesan dos cosas: llegar al lector y establecer un proyecto literario. Lograrlo no depende de la cantidad de páginas del libro.

Analizando el libro desde el punto de vista técnico, podemos decir que la narración tiene agilidad y cautiva al lector desde el inicio ¿cómo se logra mezclar ambos factores?

Lo más importante es ser sincero, saber de lo que uno puede escribir. Es decir, el escritor tiene que contar historias que conoce, que ha escuchado, que de una u otra forma hay influido o afectado su manera de pensar o ver el mundo. Si no se hace esto, el lector no se lo cree. La narración resulta falsa, impostada. El lector es perspicaz, tampoco se le puede engañar así no más y hacerlo me parece una falta de respeto.

Sobre la Trama

¿Cómo concebiste crear una novela bajo esta temática? ¿Cómo exploraste el tema?

La novela comenzó con el cuento “Día de salida” que apareció en la antología de nueva narrativa peruana Disidentes 1. Cuando escribí el relato, sentí que el formato me había quedado corto porque tenía muchas imágenes que podían alargarlo e, inclusive, reemplazar a las que escogí para la trama del cuento. Por eso decidí escribir la novela. Lo interesante es que (Ella) comienza cuando termina el cuento: la muerte de la madre es el fin y el principio de todo.

En (ELLA), se remarca la herencia de los abuelos, de una educación estricta. ¿Cuánto ha cambiado nuestra sociedad sobre este aspecto?

Es una pregunta interesante. Cuando escribí la novela, le di vida a la madre (y a la abuela de quien ella copia el modelo de educación para sus hijos) que nadie querría tener. Sin embargo, me he encontrado con lectores que me han dicho “estás contando la historia de mi vida” o “conozco a X que le ha pasado lo mismo”. Supongo que las relaciones conflictivas con los padres, o específicamente con las madres, siempre van a existir. Y quizá también existan aquellas tan extremas como la que presento en (Ella).

En la novela se desvirtúa la naturaleza de la madre. Se dice, que la madre entrega todo por sus hijos, pero aquí es una situación diferente. ¿Qué nos puedes decir sobre esto?

Lo que quise hacer era quitarle el carácter sagrado que tiene la figura de la madre, esa construcción social que obliga a situar a la madre por sobre todas las cosas, a quererla a pesar de todo. Entonces me pregunté: ¿qué pasa cuando la madre no es buena, cuando ha hecho que sus hijos no tengan una vida propia, una identidad definida más allá de ella misma? ¿Qué pasa cuando los únicos sentimientos que se les hace conocer son la culpa y el miedo? ¿Se tiene que seguir considerando a la figura de la madre como sagrada? Ese es un cuestionamiento que quería que el lector se planteara al leer mi novela.

¿Hay alguna forma de desprenderse del dolor sufrido a lo largo de toda una vida y comenzar de nuevo?

Parece que para la protagonista de mi historia no. La hija no ha podido librarse del sentimiento de culpa que su madre le ha impuesto desde que nació. Además, la madre le asignó un papel, una identidad. Ella no puede desprenderse de esa identidad porque sabe que si lo hace no será nada, no le quedará nada.

Se dice que los personajes de las novelas siempre tienen algo de los autores ¿Crees que tienes alguna semejanza con la protagonista de tu novela?

Creo que no. Sin embargo, me puedo identificar con esta mujer porque he conocido algunas parecidas a ella y porque ¿quién no ha tenido conflictos con sus padres algunas vez? ¿Quién no ha sentido un poco lo que la protagonista de mi novela siente? Pero mi identificación mayor con ella es que ambas somos mujeres. Ser mujer me permite hablar desde esta perspectiva y desmenuzar las identidades construidas que no ha impuesto la sociedad. Puedo decir: “espera, no es esto lo que somos, hay un discurso detrás que nos quiere hacer creer algo que no es verdad”. Y creo que esta lucidez la tiene mi protagonista.

Panorama literario actual

¿Cómo ves el panorama literario en el Perú?

Lo veo muy bien. Muchos autores están sacando sus segundos libros, se va formando la voz de la nueva generación de escritores y escritoras. Las editoriales independientes han jugado un papel importantísimo en esto. Hay varias que ya tienen un prestigio ganado. Por otro lado, se han abierto muchos espacios literarios que apoyan a los escritores y escritoras jóvenes (El hablador, Lee por gusto, Lima en escena, El buensalvaje, por ejemplo).Espero que siga siendo así.

¿Qué planes tienes a futuro como escritora?

Seguir escribiendo y publicando. Tengo algunas metas que quiero alcanzar con mi siguiente libro, espero poder lograrlas. Para mí es muy importante consolidarme como escritora, ser reconocida. Todavía me falta un trecho largo para llegar a eso.

¿Dónde podemos encontrar el libro y a qué precio?

(Ella) está en todas las librerías de Lima (Crisol, Ibero, Casa Verde, Librería Sur, El virrey, SBS). También se puede comprar online en Linio y Libros Peruanos. El precio es S/. 30.

El blog del libro es: http://ellajenniferthorndike.blogspot.com/

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s